documentos de pensamiento radical

documentos de pensamiento radical

domingo, 10 de diciembre de 2017

12 haikus de UTSUGI TO WASABI de CARMEN RAMOS





Suena a lo lejos
vieja campana.
Mañana de domingo.



En el balcón
dice adiós a su padre.
Brota el jazmín.




Todo hormigón
pero la margarita
lo ha conseguido.




En el jardín,
y tan ajeno al tráfico,
sestea un gato.




Se consume una vela
y cierra el templo.
Cae la tarde.



Casi de noche,
la oficina vacía.
Solo una luz.



Con pulcritud
el camarero limpia
restos del día.




Flota en la orilla
una hoja de castaño,
¿qué haces aquí?




Detengo el coche:
cruza la carretera
grey esquilada.




Sobre la arena
el cubo abandonado
por los chiquillos.



Uno de enero:
sobre la rama seca
brilla la escarcha.




Cuece la pasta,
y se empaña el cristal:
escribo tu nombre.



Carmen Ramos. Utsugi to Wasabi. Las hojas del Baobab. 4. Stabile & Studillo, Editores. 2017














viernes, 8 de diciembre de 2017

6 poemas de TÓCAME de DAVID TRASHUMANTE


CRUZ

LETRA PEQUEÑA
  

EPITAFIO



POLÍTICA


ELEGIA A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN





HAIKU POLÍTICO




David Trashumante. Tócame. Ed. Crecida, 2017



miércoles, 6 de diciembre de 2017

TÓCAME de DAVID TRASHUMANTE (II)



LEES, LUEGO EXISTIMOS

A ti y a mi
en este momento sólo nos une este verso.

Ahora este otro que ya termina.

Afortunadamente continúa en este otro

y en este 

y en este

consecutivamente.

Por favor, no dejes de leer no
levantes la vista del papel no
me dejes solx ante el lenguaje.

De verdad, si estás pensado en hacerlo
recapacita, piensa en las consecuencias
de dejarme aquí, escribiendo para nadie.

Midiendo a oscuras dentro de este libro cerrado
la distancia imposible que nos separa.

Puedo si quieres callarme un poco para que te lo pienses.


(     )

















¡Y AHORA GRITO PARA LLAMAR TU ATENCIÓN!

No tengo nada que perder porque 
cuando este poema termine 
todo habrá acabado.

Dos extrañxs, perdiéndose de nuevo en su soledad.  









53,







(Cierra los ojos y pasa tus dedos por la piel del poema.)  




59,

ELEGÍA A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN




95,

MI DIOS

Mi dios es andrógino
Mi dios gusta de ellos, de ellas, de elles
Mi dios es multiforme
Mi dios es etéreamente sólido
Mi dios enferma
Mi dios se muere
Mi dios es mortal
Mi dios siente rabia
Mi dios siente pena
Mi dios siente amor
Mi dios sabe pedir perdón
Mi dios es negro, amarillo o color ceniza
Mi dios es pobre
Mi dios sabe cantar
Mi dios sabe bailar
Mi dios no sabe
Mi dios sabe abrazar
y abraza por miedo
a otros dioses 
Mi dios es un bárbaro
Mi dios es linda
Mi dios es libre
Mi dios es loca
Mi dios no manda ni quiere mandar
Mi dios eres tú
que no sabes que eres dios



100,

HOMO IGNORENS

A José Francisco García Prados

Todo 

empezó al saltarme el primer semáforo.

Luego 

las líneas blancas fueron borrándose de la calzada,
y los claxon barritaron en medio de la noche.

Prosiguió

al hacerse ininteligible el idioma
de las voces enlatadas en el metro; al tornarse
complejos crucigramas los teclados 
de los cajeros automáticos.

Más tarde 

me daba de bruces contra el cristal 
de todos los escaparates, en verdad 
sentí en mis propias carnes 
como despellejaron vivo 
al dueño de aquel abrigo de piel.
Al tiempo

descubrí el pergamino antiguo 
de un ticket en mi bolsillo, intentaba con las llaves
serrar por la mitad mi teléfono móvil cuando
tuve que huir despavorido ante los ríos 
de gente que manaban del estadio.

Llegó a un punto 

en que llamaba a todos los porteros automáticos 
preguntando por mi nombre, 
bebía de un charco embebido 
en la belleza de dos palomas
justo antes de que se lanzaran al vuelo ante 
el acechante reflejo de unos gatos.

Alcancé tal extremo

que le gruñia a esas bestias rugientes
sobre cuyas bocas enormes vomitaban su basura 
verdes contenedores zarandeados en vilo. 


Al final

junto a una acera, encontré un recuadro 
de tierra que no era buena tierra pero en ella crecía 
un árbol raquítico árbol pero árbol al fin y al cabo.

Lo miré un instante, olisqueé el aire,
trepé por él y desde entonces
nunca se me ha pasado por la cabeza
la idea de volver 
a evolucionar.



103,

ALQUIMIA 

A Ana Pérez Cañamares
por el magisterio blanco de tu poesía.


El fraile y alquimista inglés 
Roger Bacon, 
buscando como buen alquimista que era 
transmutar
el plomo 
en 
oro
descubrió
la pólvora.

Con los años,
llegada la época
de la ilustración
los alquimistas
fueron olvidados entre injurias.

Farsantes y mentirosos
los llamaron.

Lástima comprender
a día de hoy
que murieron sin saber
que no se equivocaban
que era posible
la transmutación.

La fórmula, 
estuvo siempre
ante sus ojos:

pólvora más plomo igual a
todo el oro del mundo.



105

LXS FUMIGADORXS

Si tuviera un día entero de paz,
un día como este largo día de verano 
con el silencioso crecer de los frutales
acompañando la caída de la sangre
sobre un sol como cualquier otro.

Un día de paz bien vale por una vida entera,
y, sin duda, una sola vida vale más 
que lo que vale conseguir su paz duradera.

Pero no, hoy como siempre
el día explota en silencio 
y los caballones del huerto
se agrietan imperceptiblemente.

Caen las bombas por donde se pierde el sol,
ese sol cotidiano que aquí fabrica en serie
un arsenal de negras berenjenas y verdes calabacines.

Quién sabe qué terror
habrá iluminado éste sol 
con sus cañonazos de luz
al despuntar sobre el mundo.

La misma luz que enrojece los tomates
ha lamido hoy la piel delx insurgente;
ha corrido sus sombras cúbicas, por ejemplo,
por entre los escombros de Damasco
con la misma rapidez que aquí
una lagartija corre a esconderse
debajo de las tejas del tejado.

Tan poca paz no da para un día
ni ha dado nunca suficiente maíz
con el que saciar a lxs asesinxs.

La flor del baladre nace del veneno.

Hoy parecen llevar sangre las acequias.

Las judías se ahorcan colgadas de sus matas.

Hay muertos hacinados en el invernadero.

Tiembla el agua en las regaderas:
gritos en las iglesias,
gritos en las sinagogas,
gritos en las mezquitas,
ahogados gritos en todos los sótanos
donde enmohecen los cadáveres. 

Exiliadxs, minorías étnicas, migrantes: 
escuálidos frutos de la planta de la persecución, 
esquejes de la pobreza, semilleros de metralla, viveros de la guerra,
vosotrxs que atravesasteis el mar de la muerte
para llegar, en el mejor de los casos,
a trabajar en un mar de plástico,
sabéis como yo que un día de paz
bien podría cosecharse a diario...

Pero incluso hasta aquí llega
el olor acre de lxs 
fumigadorxs.


David Trashumante. Tócame. Ed. Crecida, 2017

martes, 5 de diciembre de 2017

TÓCAME de DAVID TRASHUMANTE -fragmentos-





LUCHA DE CLASES

Obrerx, del patrón
no te fíes.

Paradx, del sindicato
no te fíes.

Militante, de los partidos
no te fíes.

Votante, de tu voto
no te fíes.

Vecinx, del alcalde
no te fíes.

Contribuyente, de hacienda
no te fíes.

Españolx, del rey
no te fíes.

Migrante, delx obrerx, delx paradx, 
del militante, del votante, 
delx vecinx, del contribuyente y delx españolx
¡No te CIES!


*

PARTIDA/OS



*

POEMA MORDAZA

I

Fantásticos
Ratos
Amando
Polícías.


II

Ya no nos quitan
las grapas de la espalda...
Ya no GRAPO.


III

Hablo de llenar de nuevo 
de contenido las palabras, por ejemplo:
de cuando la palabra “solidaridad”
significaba LOS SOLIDARIOS.




IV

—El interrogatorio ha A.C.A.Bado —me dijo el madero.


VI

A más de un asunto le daba yo carpETAzo.


VII

—La ira es muy mala
—Querrás decir el IRA


*

ABCEDARIO REGIO




        A B C D I C A


*





CAUTION

A Pedro García Olivo

Nocivo.
Nocivo por inhalación
y en contacto con la piel.
Extremadamente inflamable.
Irrita las vías respiratorias y la piel.
Provoca quemaduras graves.
Riesgo de lesiones oculares graves.
Consérvese bajo llave, manténgase
fuera del alcance de los niños.
Nocivo para organismos acuáticos.
No respirar los aerosoles.
En caso de ingestión acúdase
inmediatamente al médico
y muéstrele la etiqueta del envase.
Úsese únicamente en lugares ventilados.
Úsese indumentaria protectora adecuada.
Úsese protección para los ojos/cara.
En caso de accidente o malestar,
acúdase inmediatamente al médico
(si es posible muestre la etiqueta).
Úsese guantes adecuados
sobre todo cuando vaya a manipular
su voto.


*



23 F

¡Todo el mundo al sueldo!

Y así nos va.



AFOR-ÍSMOS

La verdad duerme siempre a la sombra de la mentira come del pienso de la estupidez se juega su vida a la lotería siempre le toca a la esperanza espera ver caer la manzana sobre la inteligencia es la máxima expresión del silencio es un simulacro de la libertad aterra a los mercaderes del deseo muere cuando es rellenado por el conocimiento nos hace amar a Platón nunca supo comer con los cubiertos de la riqueza se esmera en vestir de Armani la demagogia es la habilidad de politizar los valores más suben en la bolsa cuanto más bajan en las personas sólo saben que no saben nada de Platón se conocía a si mismo gracias a Sócrates juraba buscar siempre la verdad no existe sino el color del cristal siempre es de quien lo mira.





LOCUCIÓN

Mande un sms 
con la palabra inacción
al 5555,
repito, inacción
al 5555.
Oiga, le hablo a usted,
envíe un SMS
con la palabra inacción
al 5555,
se lo repito porque 
parece que no se entera:
al 5555. 
Inacción.
Envíe, ahora,
no espere, no sea tonto,
entrará en el sorteo
ya sabe, 5555.
Inacción.
En sms,
en señales de humo o como sea.
Oiga, ¿oiga? ¡Haga algo coño!
No sé, envíe un sms
aunque no sea con la palabra inacción.
Y sino descárgese el politono 
¡Haga algo coño!
Enviando: ¡coño con la inacción! al 5555.



David Trashumante. Tócame. Ed. Crecida, 2017

lunes, 4 de diciembre de 2017

VIII Sci faiku



La ciencia ficción es un acto de subversión disfrazado
de cuento de hadas.
Richard Corliss

I
Creí que era
tan sólo un espejo
hablaba mi clon.

II
Eran tus ojos
puerta a la entraña
de la máquina.

III
En tu mirada
puede verse la verdad
descifrarse no.

IV
Qué es un punto
infinitud de ellos
el robot calló.

V
Baila el robot
salsa electrónica
el chip se quemó.

VI
Pensar un punto
cumbre de la emoción
me lastimaste.

VII
Dos más dos cuatro
no es la cuenta del amor
cinco: dos más tres.

VIII
En la galaxia
gris agujero negro
Cupido pierde.


DR. MANUEL MARTINEZ MORALES 
UNIVERSIDAD VERACRUZANA
XALAPA, VERACRUZ


NOTA DEL AUTOR: El Sci faiku (Haiku de ciencia ficción) es una forma novedosa del haikú. Fue introducido por Tom Brinck quién publicó su manifiesto en 1995.

domingo, 3 de diciembre de 2017

5 poemas de SOMBRAS EN EL UMBRAL de ARTURO ACCIO



De ser por el hombre promedio


Sí fuera por el hombre promedio
no existiría biodiversidad de ninguna clase.

Pero habría cerveza clara y oscura.

Un tipo parado dándose cuenta de algo en medio de la calle
es lo más peligroso para una civilización
puede que haya adquirido conciencia del universo,
puede que haya logrado adivinar la mecánica de los cielos,
o puede que nada de lo anterior y este sintiendo que perdió la vida.

Sí fuera por el hombre promedio
el silicón sería de uso obligatorio desde la adolescencia.

Un hombre desayunando un martes a la salida del gym,
hace mucho que dejó de ser parte de la humanidad,
él no es interesante,
no quiere ningún cambio,
desea vida eterna
y consumir pastillas para que su cuerpo funcione. 





Golpea las luces


Vamos, hazlo, ¡Golpea las luces!
¡qué la oscuridad vuelva a inundar la noche!
el tiempo es algo que no vuelve, simplemente transcurre.

Vamos, hazlo, ¡Corre atravesando la oscuridad!
¡qué el movimiento te mantenga vivo!
La única muerte que conocemos es la inmovilidad.

Vamos, hazlo, ¡Golpea las luces!
¡qué el estrepito sea el sonido relajante de la victoria!
La música de los cristales rotos la hemos vivido desde siempre.

No somos perfectos,
no somos bellos,
ni siquiera malditos,
estamos cansados,
es sólo una pequeña batalla ganada con una piedra o un bate,
golpear las luces es una forma de deshacernos de lo efímero,
el éxito individual es la derrota del colectivismo,
los amigos esperan lo inesperado, lo mágico,
tu, en soledad lo anhelas también.





Tirando en el suelo

A mis amigos Antonio Orihuela y Francisco “Coco” Ramírez


Son las cuatro de la mañana,
sé que has estado igual;
sobrio,
solo,
luchando contra el calor
escuchando cosas,
con una locura creciente
y ganas de que amanezca.

Sé que has pasado por lo mismo;
en agonía por una única mujer,
diosa menor que oscurece el alma por el deseo
                     que condena el alma por el deseo.

Sé que este momento de derrota lo compartimos,
                                    retuerce las horas
al agotar el dialogo interior,
avasallados por el terror del silencio mórbido 
de anhelos incumplidos
iluminados por la luna de las ilusiones muertas,
esperando el milagro,
la señal divina que nunca llega (ni llegará).

No, nunca seremos el dirty old man,
estamos más cerca de ser un sugar daddy,
                               de la patética friend zone
que con cada abrazo y sonrisa lo confirman.

Yo sé que lo has sentido;
el desencanto de lo sagrado,
la hambrienta boca de la tumba que espera,
el portazo de la realidad irreal.

Yo sé que lo has sentido.
lo sé,
lo sé,
por eso es que continuamos sin dormir y escribiendo.




La fuerza de los hombres cortadores de árboles


Nunca serás un verdadero hombre
sino hasta que entres a un bar donde a nadie conozcas,
sin mucho dinero,
sin esperanza alguna.

Y pidas una cerveza sin esperar compañía.

No, nunca lo serás,
sino hasta que te hayan hecho añicos el corazón,
sin razón aparente,
sin remedio alguno.

Y pidas una cerveza sin esperar compañía.

Olvídalo, sigue siendo el nene mantenido de mami y papi
incapaz de estar solo o pagar tus cuentas.

Nunca serás un verdadero hombre
sino hasta que despiertes bajo la lluvia,
alcoholizado,
lleno de desencanto buscando la carretera. 





El cordón de la sinrazón


¿Porqué decido ser un esclavo...?
¿porqué decido no estar con la gente maravillosa,
con los grandes locos que con mirarlos
sé que todo puede ser genial?

Estoy cansado,
en verdad lo estoy.
Mi equilibrio apenas se sostiene.
Los ojos extraviados
no miran más allá del día en curso,
es horrible,
pálido,
gris,
quieto.
Permití alejarme de lo mágico
la cerveza,
la noche.
Un exceso de pasado en las imágenes que encuentro
carcome lo podrido,
remienda de la manera sana otras que no me convence
dejando un cruel zumbido blanco.



Arturo Accio. Sombras en el umbral. Edt. Acento. 2016